Javerim Javerot

Muchas veces es mejor mantenerse callado para evitar entrar en Lashón Hará o decir cosas de las cuales después te arrepientas. En algunas ocasiones en el tema de Cuida tu habla no significa que siempre debas quedarte en silencio, es simplemente expresar tus pensamientos con prudencia y respeto hacia tu prójimo, dejar de decir cosas que no son, no entrar en chismes ni murmuraciones, o herir al otro.

​Para eso debes utilizar bien tu instrumento, la boca que Hashem te dio. Que esta sea para animar a la gente, ayudar a quien lo necesita, dar buenas noticias; recuerda que una palabra es suficiente para animar y construir, pero también puede destruir. Nuestra fuerza la tenemos en la boca, en las expresiones verbales, pero también hoy en día en las escritas.

Te puede interesar:  ¿Qué es lo que contamina?

​No debes buscar, ni promover que otros hablen Lashón Hará. No se debe acabar con las personas. Ponte en el lugar del otro y ten empatía.

Dicen los sabios del pueblo de Israel que tampoco es bueno elogiar mucho las virtudes del otro porque al final puede salir alguien que resalte sus errores.

Te puede interesar:  ¡Cuidado con lo que hablas!

​Ten presente lo que escribió el Rey Shlomo  en el libro de Mishlei (Proverbios) 15:2 «La lengua de los sabios adornará la sabiduría; Mas la boca de los necios hablará sandeces»

​Ponlo en práctica y que Hashem nos dé la fuerza para transformar lo oscuro a la luz.

¡Shalom Ubrajot!

¡Si te gustó este artículo, compártelo en tus redes sociales!

Artículos relacionados

Deja una respuesta