Javerim Javerot

DEVARIM (DEUTERONOMIO) 16:18 – 21:9

Shoftim significa Jueces.

Moshé continúa con su discurso de despedida al pueblo de Israel, en esta parashá les recuerda nombrar Shoftim (Jueces) y alguaciles (policías) en cada ciudad, para juzgar al pueblo con juicio justo. No hacer acepción de personas, ni admitir sobornos.

Cuando escojan un rey para Israel, será uno del mismo pueblo, no un extranjero. Debe ser un hombre honorable y que no busque enriquecerse a sí mismo. Escribirá una copia de la Torah, para que esté con él todo el tiempo y la leerá todos los días para aprender a temer al Eterno y guardar Sus mandamientos y que su corazón no este por encima del de sus hermanos.

Moshé recuerda que los levitas no tienen parte en la heredad de Israel pero si tienen derechos y son mencionados nuevamente.

En esta parashá encontramos también prohibiciones a la idolatría, no plantar árboles idolátricos, ni erigir estatuas idolátricas, prohibición contra la adivinación, magia, hechicería, consulta a los espíritus o a los muertos.

Hashem promete levantar un Profeta como Moshé y dice: “A él sí le escucharás”.

Moshé recuerda al pueblo de Israel establecer las ciudades de refugio para los homicidas involuntarios y las normas que deben aplicarse para quienes huyan allí, tanto para los inocentes, como para los culpables.

No bastará un solo testigo para acusar a un hombre por cualquier falta que haya cometido, se requiere dos o tres testigos y los jueces deben indagar el asunto minuciosamente para emitir un justo juicio.

Hashem da las instrucciones para cuando el pueblo de Israel salga a la guerra contra sus enemigos. Les dice que no deben temer pues Él los acompañará. Da indicaciones precisas de quienes no están obligados a ir. Y que deben ofrecer primeramente paz a la ciudad que van a conquistar y de acuerdo a la respuesta de ellos, así mismo el pueblo actuará.

Se prohíbe talar árboles frutales ya que de ellos se pueden alimentar, solo se permite talar los árboles de los que se puede sacar otro tipo de provecho.

Se dan las leyes para cuando se halle un cadáver en la tierra que el Eterno dio por heredad.

¡Si te gustó este artículo, compártelo en tus redes sociales!

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *