Javerim Javerot

BERESHIT (GÉNESIS) 37:1 – 40:23

Esta parashá en particular nos habla de los sueños, los que tuvo Iosef cuando era un niño, y de los que tuvieron los siervos de Faraón.

Cada uno de esos sueños tuvo una interpretación, algunos demoraron más su cumplimiento y otros fueron casi de inmediato.

Cuando Iosef tuvo sus sueños de niño, no sabía qué significaban y los contó a sus hermanos y luego a sus padres, trayendo a estos algo de resentimiento por lo que soñó. Me pregunto, ¿qué culpa tuvo Iosef de sus sueños?, y mi respuesta es: ninguna, pues el sueño era del Eterno. Pero, como humanos, siempre estamos listos a fallar, y muchas veces los sueños, revelaciones y propósitos que Di-s tiene con nosotros se demoran por nuestras imprudencias.

Te puede interesar:  Resumen Parashá Vaieshev

En el caso de Iosef, este cometió dos imprudencias grandes; primera, contar esos sueños a sus hermanos; y, segundo, poner su confianza en un hombre, como fue el copero de faraón.

El Eterno en alguna ocasión ha hablado a nuestra vida y nos ha dado propósitos, sueños, y metas por cumplir, no solo en lo espiritual, sino también en lo laboral, sentimental, etc. Nos ha dado muchas promesas para nuestro bienestar, pero por lo general no tenemos la paciencia ni la prudencia para esperar en Él. Cuando Di-s nos dé un sueño, lo primero es presentarlo delante de Él, y esperar su guía, esperar su tiempo, pues Él sabe qué necesitamos, y, como enseñamos la semana pasada, debemos hacer lo que nos corresponde a nosotros y Di-s se encargará del resto. No debemos estar contándole todo a todos, pues se pueden levantar reacciones como los hermanos de Iosef y poner en riesgo lo que El Eterno nos ha revelado. El tiempo es de Di-s, y solo Él nos dará lo que nos prometió.

Te puede interesar:  Resumen Parashá Vaieshev

No dejemos de soñar, soñemos grandes sueños y siempre tengamos de aliado y consejero a nuestro Di-s.

¡Shabat Shalom!

¡Si te gustó este artículo, compártelo en tus redes sociales!

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *